Reflexión sobre la profunda tragedia que vivimos en nuestro país

Quiero compartir con las pocas o muchas personas que visitan este espacio, algo que me ocurrió hoy en el centro comercial Metrópolis y que creo sirve para reflexionar un poco hacia donde vamos como sociedad y como país:
Saliendo del estacionamiento, antes de montarme en el carro, me consigo con una amiga que me pregunta si voy saliendo y donde estoy estacionado, yo le señalo donde estoy y le digo que espere para que tome el puesto.Mientras retrocedo y salgo del puesto que mi amiga está esperando, un señor en una camioneta con toda su familia, toma el puesto, montandose en el murito, es decir, como vio el puesto vació no dobló a la izquierda como corrspondía para tomar el puesto sino que saltó de frente la acera y se estacionó de una vez, asi, mientras yo retrocedía el quedaba estacionado de frente y mi amiga COLEADA. Ante esto me bajo del carro y le digo que no puede pararse alli porque hay alguien esperando y el está saltando el muro indebidamente.Antes esto me responde que el hecho que alguien esté esprando el puesto no quiere decir que le corresponda.
Ante tal salida que podría catalogarse de inteligente pero jamás de seria, le digo que por favor se retire porque hizo algo indebido.Yo veo que se monta en su camioneta y la prende para acomodarse nunca para salirse, ante esto mi amiga supongo que indignada se fue. Cuando yo verifico que en efecto se quedó en el puesto, me pare más adelante y me baje de mi carro para discutir por algo que a todos las luces es un abuso, una viveza criolla.
Al llgar nuevamente al puesto donde ya estaba estacionado la camioneta y toda la familia se había bajado, le digo que es un ABUSADOR y que sencillamente lo que está haciendo está muy mal hecho. Sorprendentemente su respuesta fue: muy bien tu tienes razón, es verdad, pero cual es el problema, en qué te afecta a ti eso?,te afecta en algo?.Le digo que por gente como él, el país no sirve para nada y me dice está bien tu tienes razón, pero dejame a mi ser un mal ciudadano y tu vete tranquilo y sigue siendo un buen ciudadano y listo.
Ante esto le digo a su esposa que el sr es un abusador y ella con cara de apenada me da la razón y se lo lleva, finalmente yo me fui gritandole que era una abusador, etc etc etc(en realidad creo que fui decente para lo que creo se merecía y a decir verdad el sr fue ecuanime y nada agresivo).
Mi compañera me dice que está muy bien lo que hice, pero yo en realidad me siento derrotado porque creo que no fui lo suficientemente contundente, sin embrago, queda como una especie de VICTORIA MORAL porque en teoría esta gente paso pena porque todo el mundo vio la disputa y porque aunque sea, a su esposa eso le debe haber dado mucha pena y posiblemente no se le olvide (aunque en realidad cuesta creer que a gente como esa le importen esas cosas).
En realidad siento una profunda dualidad, porque no sé, si finalmente yo esperaba que el sr se retirara del puesto o fue tanta la desfachatez que quede desarmado y aquí el asunto no es de ganar o perder, en realidad eso sería una tontería.Me siento derrotado (y aquí viene la reflexión) porque veo que ese es el rumbo que el país está tomando y sencillamente no hay nada ni nadie que lo detenga, ese es el punto clave de todo este asunto.Se ha llegado a un grado de desprecio por las normas formales de conducta que al final de cuentas poco importa que seas buen ciudadano, para qué? si al final no creas los incentivos para que la gente se comporta adecuadamente.En este sentido pregunto ¿ sirve de algo la supuesta victoria moral que conseguí si al final se quedó en el puesto y la persona que esperaba se fue ante el abuso de este sr?, es decir, ¿cómo pasar del romanticismo a la acción efectiva para que ese desprecio por el deber ser se minimice?
Sé que muchos que lean esto pensarán: "pero que rollo por un simple puesto de estacionamiento",ó " bueno pero es que si no es conocida tuya, no armas el rollo..." y ante esto último debo decir que lo menos relevante áquí es precisamente que yo conociera a la persona que esperaba el puesto, sin duda, hubiera hecho lo mismo si la persona que esperaba no era conocida.
Pienso que una manera de pasar del romanticismo de luchas por el deber ser a la acción efectiva es responder con agresión: partir los vidrios del carro, patearlo y estropear la carroceria, desfinflar los cauchos (todo esto delante de los dueños del carro) eso posiblemente sea contundente, pero es la salida?, eso finalmente generaría anarquía y llevaría al caos, pero seguramente sea efectivo.Debo confesar que de tener ventajas competitivas en "peleas callejeras" muy probablemente actuaría de esa forma, pero dado que no las tengo debo dedicarme a producir otro tipo de solución ante esta tragedia que el país vive.
Pienso que es una tragedia porque sencillamente si como sociedad y país no hemos logrado que algo tan sencillo como respetar al otro en un puesto de estacionamiento se materialice, que razones hay para pensar que algún día seamos una sociedad de avanzada y un país de primer nivel, NO, JAMAS LO SEREMOS, cada vez hay más razones para pensar que vamos hacia la ley del lejano oeste donde la regla es, como me dio a entender el sr: "el más fuerte es el que manda" y si yo tengo fuerza y me de la gana de hacerlo sencillamente te llevo por delante.El país de cae a pedazos, nos pasamos la vida discutiendo "entre chavistas y escualidos", porque cada quien piensa que tiene la razón, pero: alguien ha pensado que más allá de eso están las pequeñas cosas que son independientes de esa disputa?, el punto es que más allá de quien esté en el poder esas cosas seguirán pasando porque somos incapaces de ver lo que pasa a nuestro alrededor.
Antes de terminar, quiero hacerle entender a los que piensan que eso ha sido así toda la vida en nuestro país y creen que porque todo el mundo hace las cosas mal, estan justificados para hacerlas, decirles que son igual de irresponsables y abusadores que el sr de la tarde hoy.
Como ven la labor no es fácil, cada día el país se deteriora muchísimo más y parece no existir la posibilidad de construir mecanismos e incentivos para que las cosas cambien en ese sentido: el de las pequeñas cosas.
Espero sus reflexiones porque esto nos compete a todos.

9 comentarios:

Ronald Lattuf dijo...

Definitivamente el tema es de vital importancia, el respeto a las demás personas en cosas tan elementales como el Sr. Abusador estacionandose a lo mero macho o el que va en su carro y muy frescamente arroja basura por la ventana a la calle es lo que nos aleja de poder siquiera aspirar a ser una sociedad de avanzada. Un tiempo atrás comenté en un artículo que publicastes también sobre lo mismo, esa "viveza" criolla (que de "vivos" no tiene nada) que premia al vivo a costa del resto de la sociedad en su conjunto.
Los incentivos para corregir este tipo de conductas simplemente no están, de ahí nace la pregunta ¿Cómo hacer entonces para corregir esta característica tan propia del Venezolano? Una posible solución sería sancionar fuertemente este tipo de comportamientos, pero tristemente en Venezuela no existe la capacidad para lograr esto. Además no se puede pretender que, por muy eficiente que sean las autoridades, tengamos a un policía siempre encima diciendonos que debemos o no hacer; así que esto a lo mucho solo sería una solución parcial.
Es necesaria entonces una repuesta más global, que sea capaz de afectar la forma en que cada individuo toma sus decisiones día a día. Parte de está respuesta se puede encontrar, a mi parecer, en la educación de la población. Una población más educada puede lograr que sus ciudadanos actúen sopesando más inteligentemente las consecuencias directas e indirectas de sus acciones, tanto sobre si mismos como, y mucho más importante, sobre la sociedad en su conjunto.
Por supuesto, lo que acabo de mencionar no responde a como pasar del romanticismo del deber ser a la acción, ya que en ese caso creo que lo único que nos queda como ciudadanos por ahora está en esas victorias morales, léase, dar el ejemplo...

Domingo Sifontes dijo...

Coincido contigo en términos generales, sin embargo, te doy este dato: las facultades de educación del país piden el promedio más bajo para ingresar, es decir, es donde posiblemente sea más sencillo entrar en términos de notas, cosa que cuesta creer porque alli se formarán los posibles maestros de todos los chamos que van al colegio.El tema es complejo y todo hace indicar que es muy pero muy dificil de solucionar.Te recomiendo el último libro de Axel capriles, sobre la viveza criolla, en este sentido te doy este dato: para un vzolano alguien correcto puede ser alguien medio pen....., sabes?, mientras que para un suizo es alguien decente, un ejemplo a seguir, que tal?tendra algo que ver con el tema?

Ronald Lattuf dijo...

Es que ese es el asunto, el venezolano promueve esas conductas "vivas", es propio de nuestra idiosincrasia. ¿Será posible cambiar eso deliberadamente? Esperemos que si, aunque a la luz de lo que mencionas de las exigencias académicas para aspirar a ser educador se opaca más el panorama...
Por cierto, la creatividad a la hora de implementar políticas para casos concretos puede ser una solución en pequeña escala. Recuerdo haber escuchado un caso en Colombia (creo que en Bogotá) de unos mimos que colocaron en los semáforos para que se burlaran de las personas que se paraban en el rallado, que tal? Según me comentaron resultó bastante efectivo.

Marye dijo...

Sinceramente es preocupante como esta de perdida (por asi decirlo) la sociedad en Nuestro país, es una cuetión de inmoralidad desmedida, y los individuos estan consientes y pareciera que los hace sentir bien saber que estan haciendo las cosas mal y que en la mayoria de los casos les sale bien, pero resulta que como en todo siempre llega uno que es mas vivo que el que cree que es vivo y lo jo.., entonces alli es donde se quejan o tal vez logren darse cuenta que no se siente bien ser victima del abuso de uno que se la quiere tirar de vivo. Ademas yo si considero que de igual forma asi sea este nuestro escenario debemos seguir tratando de hacer las cosas bien, como Ciudadanos responsables, ya que creo que eso es lo que ha evitado que aun no hayamos caido en total y completo descontrol, aunque parezca. A pesar de todo debemos continuar tratando de ser concientes y de concientizar a los demas y con cada acción por mas minima que parezca se logra mucho, porque le aseguro que la Familia de ese Sr. Abusador se sintio avergonzada de verdad y cada uno como individuo no va a comportarse de esa manera, yo si creo que les diste una lección Moral! Felicitaciones, sientete orgulloso de ser como eres y de haber actuado como lo hiciste!

Anónimo dijo...

Hola Domingo,

Coincido contigo y con el resto de quienes han comentado tu post en que la anéctoda que relatas revela una situación preocupante.
Viviendo fuera del país desde hace algún tiempo, realmente no me soprende tanto la magnitud del abuso que relatas (he visto cosas similares o peores en España o Italia)si no más bien, la frecuencia con que cosas de ese tipo suelen ocurrir en Venezuela.

Ahora bien, tu comportamiento fue ejemplar, sin embargo, si fuera tu, creo que recriminaría a tú amiga por el hecho de no haberme acompañado en esa denuncia, primero, por haber sido ella la principal afectada, y segundo,por no apoyarme en la denuncia de actos incívicos que ella misma esta presenciando. Esa victoria moral de la que hablas, creo que es valiosa, si toda la gente le recriminara a esa persona sus abusos, seguramente se lo pensaría dos veces antes de hacerlo. Seguro que en España o Italia la gente es más cívica, pero también ayuda el hecho de que si te cuelas, sabes que habrá alguien (seguramente una abuela)reclamandote por haberlo hecho, cosa que por Venezuela se ve muy pocas veces.

El tema está en que en Venezuela la gente no denuncia ese tipo de abusos por considerarlos "sin importancia" y eso es un error, al menos por mi parte estoy convencido que cada véz que denunciamos algo que está mal hecho estamos ayudando a construir sociedad.

Ya para concluir, creo que lo más lamentable es que este atropello de derechos se repite en todos los ámbitos y en presencia incluso de las autoridades públicas.

Como denunciar la violación de una norma en un ámbito, no vigilado por los podéres públicos (fiscales de tránsito) si aún en presencia de estos, este tipo de violaciones ocurren cada dia y con tanta frecuencia en nuestras ciudades.

No creo que la violencia nos ayude a resolver ningún problema, aún en el caso de que tuvieses como dices "ventajas comparativas" en peleas, eso solo contribuiría a más violencia, es decir, la próxima vez, ese individuo cometería la misma infracción y además, llevaría consigo una pistola.
En cambio, si que creo que si tu amiga y algún otro que hubiese presenciado el abuso, se unen a reclamar, el reclamo hubiese tenido mayor efecto.

Por último, no decaigas, gente como tú tiene un rol importante en la sociedad, eres Profesor, tienes la capacidad de cambiar al menos la opinión y la conducta de quienes estan bajo tu área de influencia!
No se puede permitir que este tipo de cosas se normalicen, lo que es normal no es siempre lo correcto, y creo que debemos defender eseo que los filósofos griegos llamaban "actuar en virtud" es decir, actuar bajo el convencimiento de que lo que hacemos es lo correcto, sin importar lo que haya hecho el resto de las personas. Actuar en virtud, no hará que se solucionen los problemas, pero al menos hará que tú, te sientas mejor contigo mismo.

Animo y mano dura con los abusadores profesor!

Anónimo dijo...

Coincido en muchos puntos con los comentarios expresados, sin embargo, considero injusto que se culpe a los maestros por cosas como estas.
Señores, educar, han de educar los padres, si ellos no educan, poco podrá hacer el maestro, y da igual que tengan un doctorado o sean los últimos de su clase antes de ingresar a la Universidad a estudiar educación.

Los maestros o profesores serán quizas responsables de que nuestros jóvenes sepan más o menos contenidos, pero no se equivoquen, son los padres quienes deben educar a sus hijos en valores.

Domingo Sifontes dijo...

Concuerdo contigo en el comentario y el asunto es de tal magnitud que esto que dices no tienes desperdicio:"Como denunciar la violación de una norma en un ámbito, no vigilado por los podéres públicos (fiscales de tránsito) si aún en presencia de estos, este tipo de violaciones ocurren cada dia y con tanta frecuencia en nuestras ciudades" ese es el punto, no hay quien de el ejemplo en términos de autoridad. Ayer vimos com un gobernador voto 2 veces porque el primer voto no salio como él quería,eso que parece una tonteria es de una magnitud grandisima porque resulta que en el estado Lara llevaron a una señora mayor(80 años) detenida por lo mismo que hizo el gobernador de anzoategui y mientras este lo justificó, la sra estuvo una cantidad de horas detenida, ES DECIR....................
El punto es más complejo de lo que parece, pero relamente creo que con políticas públicas orientadas a crear un valor por la norma se podrían ver resultados en el mediano plazo, es decir, ser un buen ciudadano tiene ser ser un valor, algo bueno y no algo de tontos. En este preciso momento recuerdo los micro de Martha rodriguez miranda por venevisión hace añossssssss(sin que querer decir esto que el canal sea bueno)de "QUE FACIL ES SER UN BUEN CIUDADANO"

Domingo Sifontes dijo...

Respecto al comentario sobre "considero injusto que se culpe a los maestros por cosas como estas", debo decir que bajo ningun concepto se está culpando a los maestros de lo que pasa. El comentario se dirige más bien a la paradoja que supone la poca exigencia en términos de calificaciones para estudiar eduación a nivel universitario en nuestro país, nada más allá de eso. De allí a culpar a los maestros por el "desprecio por el deber ser"hay un trecho muy grande y no era la intención del comentario. Comparto la idea de la familia y los padres como bases de la educación. Los profesores transmiten en el mejor de los casos conocimientos, algunos podrían formarte el caracter intelectualmente hablando y los que más significarían un gran ejemplo para los estudiantes, pero los padres juegan un rol fundamental en todo eso.

Evelyn Pérez dijo...

Definitivamente auque está claro que a simple vista lo ideal -si se quiere- sería crear una solida estructura de incentivos para que el sistema funcione. ajá, pero qué sistema? nosotros los ciudadanos de este país?? y es qué acaso necesitamos de incentivos para crear un mejor país? porque simplemente no contamos con el interés suficiente para trabajar por el. en el ambiente realmente lo que respiramos es eso, un gran desdén hacia eso que dicese llamarse "valores" y "normas".Que buena esta reflexión profe.Domingo es realmente satisfactorio que aún haya personas que se preocupen por este tipo de cosas y que en cierto sentido debería de preocuparnos a todos, pero lamentablemente lo positivo nos indica que no es así, simo para qué esta reflexión. como usted dijo; todo esto por un simple puesto de estacionamiento. Si es verdad un simple puesto, pero el meollo del asunto está en la conducta observada-Cuanto marcaría la diferencia si esto no fuese así, porque tampoco lo sería en otras oportunidades-